Adulam

Canyon                                                             “Yéndose luego David de allí, huyó  a la cueva de Adulam; y cuando sus hermanos y toda la casa de su padre lo supieron, vinieron allí a él. Y se juntaron con él todos los afligidos, y todo el que estaba endeudado, y todos lo que se hallaban en amargura de espíritu, y fue hecho jefe de ellos; y tuvo consigo como cuatrocientos hombres. Pero en seguida Jesús les habló, diciendo: ¡Tened ánimo; yo soy, no temáis!” (1Samuel 22:1-2, Mateo 14:27).

Adulam fue la cueva donde David y algunos hombres «400» se escondieron y|o refugiaron, pero además la palabra Adulam significa: «Lugar de refugio, De Aflicciones, De Tranquilidad».

Hay momentos en tu vida, en mi vida, hermano mío, que El mismo Señor va permitir cosas inexplicables en nuestras vidas, aún estando bajo «Sus Alas y Cobertura».

“Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová.” (Isaías 55:8).

Pero El Señor es un experto apareciendo en  medio de las tormentas, “Y levantándose, reprendió al viento, y dijo al mar: Calla, enmudece. Y cesó el viento, y se hizo grande bonananza. Y les dijo: ¿Por qué estais así amedrentados? ¿Cómo no tenéis fe?”  (Marcos 4:39-40).

El mismo permite y permitirá aflicciones, circunstancias y situaciones, porque solo así El hace que dependamos más de El, “El Señor no retarda su promesa, según algunos tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento.” (2Pedro 3:9). “pues nada hay imposible para Dios”(Lucas 1:37).

Y la obra renovadora es lograda por estar en lugares diferentes a los habituales y solo así El se podrá y se va a glorificar; afligiéndonos, endeudándonos, amargándonos, porque solo El puede cambiar las cosas, “En lugar de vuestra doble confusión y de vuestra deshonra, os alabaran en sus heredades; por lo cual en sus tierras poseerán doble honra, y tendrán perpetuo gozo. Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá mas llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. y lo vil y menospreciado del mundo escogió  Dios; «El puede cambiar las cosas en un solo día», “Mas, oh amados, no ignoreis esto: que para con el Señor un día es como mil años, y mil años como un día. He aquí, llamaras a gente que no conociste, y gentes que no te conocieron correran a ti, por causa de Jehová tu Dios, y del Santo de Israel que te ha honrado.” (Isaías 61:7, Apocalipsis 21:4, 1Corintios 1:28exct, 2Pedro 3:8, Isaías 55:5).

Adulam es el lugar donde Dios nos lleva, este es un escondite, refugio, lugar de sufrimiento, lugar donde El mismo Señor nos lleva para darnos crecimiento y madurez espiritual, «hay procesos y tratos dolorosos y dificiles pero necesarios».

“La mujer cuando da a luz, tiene dolor, porque ha llegado su hora; pero después que ha dado a luz un niño, ya no se acuerda de la angustia, por el gozo de que haya nacido un hombre en el mundo.” (Juan 16:21).

El que todo lo sabe, lo permite, porque solo así El podrá hacer la obra en nosotros, aquella obra de renovacion, del alma, mente y corazón: “pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.(Isaías 40:31).

El que todo lo sabe, lo permite, porque solo así El podra glorificarse atravez de nosotros, hasta llevarnos a confesar lo que El a puesto en nuestros corazones, confesarlo con nuestras bocas, que todo lo que somos es por El, de donde El nos sacó y a donde nos llevó.  “Y me hizo sacar del pozo de la desesperacion, del lodo cenagoso; Puso mis pies sobre peña, y enderezó mis pasos.” (Salmo 40:2). Siendo un testimonio vivo, de que Dios sí  transforma y hace nuevas todas las cosas, “De modo que si alguno esta en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.”                                       (2Corintios 5:17).

«SOLO ASÍ PODREMOS LLEVAR Y MOSTRAR LA CRUZ DEL CRISTO CON GLORIA Y HONRA Y SIN RETROCESO» (Hebreos 10:34-36, Isaías 55:5-6).

Así como a este varón de Dios, David que era su ungido le fue necesario entrar en Adulam para luego salir, renovado, cambiado, “Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas.” (Apocalipsis 21:5exct). Y no solo a el, a este se le unieron «400 hombres» en igual condición y|o peores y no solo esto, le hicieron su líder, porque a pesar de las circunstancias y|o situaciones, los que te rodean siempre verán la unción que El Santo a puesto sobre ti, “El Espíritu de Jehová el Señor esta sobre mi, porque me ungio Jehová; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar a los quebrantados de corazón, a publicar libertad a los cautivos, y a los presos apertura de la cárcel:” (Isaías 61:1). «Por eso te seguirán, aún aquellos que no conoces, ni conociste, porque siguen lo que ven en ti». (Isaías 55:5).

Pero hoy en día es tan carente la disposición de hombres de valores y compromisos para las cosas del Señor, nadie o pocos quieren entrar a «La Cueva de Adulam» prefieren las cosas fáciles del mundo, “No sabeis que la amistad con el mundo es enemistad contra Dios?” (Santiago 4:4exct). “Otra vez le llevó el diablo a un monte muy alto, y le mostró todos los reinos del mundo y la gloria de ellos, y le dijo: Todo esto te daré, si postrado me adorares.” (Mateo 4:8-9).

Hay y habrá momentos que aún estando en los caminos del Señor, será necesario entrar en la cueva (1Reyes 19:9,13-14).

Así como paso con Noé, que fue sacado de una tierra perversa para conservarle a el y a los suyos metiendole en la cueva en esta ocasión del «Arca» pero de seguro en aquel tiempo el mismo Dios trato con este y los suyos hasta llevarlos a un nuevo lugar, renovado, un nuevo comienzo (Génesis caps 7-9).

Así como llevo a Moisés al desierto por 40 años para hacerle manso para la misión que El Padre tenía preparado para este (Éxodo caps 3-5).

Porque El Padre es corregidor con los que son llamados conforme a su propósito.  (Romanos 8:28, Proverbios 3:11-12).

«¡PERO LUEGO NOS EXHIBE Y MUESTRA LO QUE EL HACE CON LOS QUE EL AMA Y LE AMAN!»

Por eso después de Adulam viene la transformación interna, la cual se manifiesta externamente, en nuestro accionar.

Pero todo es posible primero porque El Padre lo permite y hay circunstacias que nos llevan a Adulam “Para que fuese David tuvo que haber un Saul” y luego nos saca de allí libres y victoriosos.

Mi hermano, mi hermana resiste los procesos del Señor que son necesarios (Santiago 1:2-5, Hebreos 10:34-39) que al final de ella y|o durante la misma El te dirá: “Yo Soy” no temais! (Mateo 14:27).

Te Bendigo con toda Bendición en este y todos los días y esperando que nunca te apartes de La Sombra Del Altísimo.

En El Nombre De Jesús Siempre y ¡Amén!

™©®

2 thoughts on “Adulam

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s